Buscando razones

Buscando razones en las palabras

Sabrías lo que mi voz esconde

Dicotómicas quimeras al encuentro

Vagando en el limbo de lo imposible

A traviesa de nubes y claros, de lunas

De canas y soles de abril, añiles

Arreboles sentados a orillas de la tarde

 

Sabrías lo que mi voz esconde

Hasta donde las manos su culmen alcanzan

Labrando terciopelos a besos, a prisa

Pues el brote se levanta erguido

Que el pecho ha de ocupar y la noche

Mencionan tu nombre abril y mayo

A sombras de higueras y naranjos

A luces de aceras encendidas en madrugada

A ti se agarran inmanentes plenilunios.

 

Sabrías lo que mi voz esconde

Envuelta la mirada en tu despertar esquivo

Hoy bostezo de otroras mañanas. A ráfagas esculpidas

Se pintan de azules y de verdes las almenas

…Que regocijo tiemble trémulo

Se mira, se siente, se estremece, sea

Ondeando la voz y la mirada se hallan

Se buscan, se saben, se aman

Intervalo

 

Todo se va contigo. Te pertenecen

sendas, caminos y veredas andadas

por andar, imaginadas, olvidadas

Todas te acompañan, te odian, te aman.

Sola la inconsciencia perdonarte puede

tan breve, crédula e ingrata

sumida en idas y vueltas, ignorada

solas como tus ausencias, como si nada.

Dueño de la luz y la sombra, de atardeceres

perpetuo quebranto de gozos, llantos

agarrados al instante envilecido y cruel,

dueños de lo sido, siendo y por venir

Nombre deambulante en húmedas arenas envuelto

que la mar arrastra y el aire eleva, perpetuos

los dos de tus huellas centinelas, presos,

nombres errantes al vacío abandonados.

Cuando te vayas y a tu lado me lleves

hazlo tan henchido de tí que no me faltes

tan amado y tan amante que no te extrañe

de amaneceres radiante, sereno de madrugadas.

A mi sangre

Foto A mi sangre Daño me trae tu ausencia
y alegría me compensa
cercana la sangre
de la tuya y la míaEs mi consuelo el canto
que no verte me duele
aun más me doliera
de dolor saberte hallado

A fuerza de soga y esparto
lanzo en trémulas hondadas
cuanto le vengo contando
a quien conmigo nos anda

Que el abrazo te alcance
atado a mi nombre tuyo
cercano el instante
al menor de los murmullos

Que el beso te llene
por fuera y por dentro
de amor henchido
de paz sediento

Deja que me vaya
donde la memoria perdida
no encuentre tu casa
ni el camino ni la mía

Deja que te acompañe
la voz que sigue tu aliento
manantial y nacimiento
del verbo y la carne

Déjame cogido a tu luna
del sol prisionero
buscador sosegado
de tu luz carcelero

Cuando el clamor del alma
en tu cuerpo mimo no encuentre
busca el semblante y la garra
de quien quiere quererte

Cuando sufras el desaliento
y la bruma te acoja
piensa en mí zalamero
de tu risa y mi alegría

Nunca pierdas la mano
de este corazón derrengado
-rebosado-
de tu amor hinchado
de tu ser nominado

Te propongo

 

Foto. Te propongo

 

Te propongo que no me mires
que no me toques
que no me hables
no quiero que me llames

No quiero que tu piel me derrame
que tu cintura me arrulle
que me cubras con tu inocencia
te propongo que no me acompañes

Te propongo que no sea para siempre
que olvides el canto de mis manos
que tu luz no me ciegue
no quiero que me coma tu aliento

No quiero que tu sombra me acerque
que tu risa me embruje
que tu llanto me salve
te propongo que no me esperes

Y tú como yo, como siempre
sin proponerlo
haciendo la contra

Me olvido

Foto. Me olvido

 

Te escribo en el email
sobre tu voz y la mía

Te hablo de videoconferencias perdidas
deshoras llevadas a la memoria
de cuatro paredes rozando el anonimato
Te hablo de una mirada sola
abrigo imperecedero y llano reflejo
regazo ínclito de los albores
Te hablo de un rincón olvidado
antojo de proceder visionario
baldado en el pasado de futuros insólitos

Te escribo en el email
sobre tu voz y la mía

Te nombro entregado a la sombra del naranjo
fruto de anhelos compartidos
entregados a la tierra, al cielo y las estrellas
Te nombro desde el recodo deshaciendo margaritas
abriendo puertas a los azares
pronunciando sendas abiertas e inacabadas
Te nombro henchido todo el sabor de ti
quieto sin aroma el aire
sombra esquiva de abreviados caprichos

Te escribo en el email
sobre tu voz y la mía

Te pienso luciendo el trasluz de las puertas
a saltos levando proezas
de tu saber y tímidos encantos prestados
Te pienso abierto el portal de los sueños
donde no alcanzo tu risa
ni llantos. Ni presagios aliento conmigo
Te pienso rendido a compartir el silencio
de lo técnicamente imposible
teóricamente inviable, realmente difícil

Te escribo en el email
sobre tu voz y la mía

Te recuerdo las bondades de una caricia
arrebatada al instante
sembrado de certezas unidas a la sangre
Te recuerdo insalvable pronto el espacio
ocupado en otros venideros
recatados insumisos de impronta desmedida
Te recuerdo y quiero recordarte
abrazado al tronco de tu encarnadura
señalamiento inequívoco de mi amor

Te escribo en el email
sobre tu voz y la mía
porque quiero mañana
volver a leerme contigo
quien quiera que seas
donde quiera que andes
porque sé que te amo.

Plugin creado por AcIDc00L: bundles
Plugin Modo Mantenimiento patrocinado por: posicionamiento web